Tribunal venezolano envía a dos opositores detenidos a peligrosa cárcel

Tribunal venezolano envía a dos opositores detenidos a peligrosa cárcel

0 67

CARACAS.-Un tribunal venezolano informó hoy del encarcelamiento dos jóvenes vinculados al partido opositor Primero Justicia (PJ) en el Internado Judicial de Tocorón, uno de los más peligrosos del país, por su supuesta vinculación con los daños causado a una sede judicial.

El juzgado de primera instancia del Circuito Judicial Penal de Caracas “decretó la privación judicial preventiva de libertad contra Francisco José Sánchez Ramírez y a Francisco Alejandro Sánchez Ramírez por la presunta comisión de los delitos de instigación pública y agavillamiento (asociación para delinquir)”, informó en un comunicado.

Asimismo, indicó que el centro de reclusión para los privados de libertad es el Internado Judicial de Tocorón, en el estado Aragua (centro), uno de los más grandes y peligrosos del país.

El caso de los detenidos se hizo conocido el pasado domingo cuando el presidente venezolano, Nicolás Maduro, presentó en televisión el video de una supuesta declaración de Alejandro Sánchez, quien fue detenido junto a su hermano gemelo, José.

Aparentemente Sánchez confiesa su participación en la acción contra el Dirección Ejecutiva de la Magistratura, y asegura que esta fue planificada, junto a otros actos violentos, por dirigentes de PJ, entre ellos el diputado Tomás Guanipa.

Maduro aseguró que este video forma parte de algunas de las pruebas que tiene el Gobierno de que la oposición venezolana pretende “llenar de caos” el país.

El diputado y dirigente de PJ en Caracas Tomás Guanipa aseguró que los hermanos Sánchez habían sido “torturados” por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) para, dijo, “incriminarlos en hechos que no ocurrieron” y para “obligarlos a grabar un video incriminando a dirigentes y diputados” del partido.

Los hermanos Sánchez fueron detenidos el pasado jueves por su supuesta responsabilidad de los destrozos causados a una sede del Poder Judicial que fue atacada con bombas molotov por encapuchados tras una protesta de la oposición venezolana en las cercanías de la sede judicial registrada casi una semana antes.

Desde entonces, los hermanos Sánchez permanecían bajo la custodia de los servicios de inteligencia venezolanos.

NO COMMENTS

Leave a Reply